netiqueta concepto reglas y buenas practicas

Netiqueta: concepto, reglas y buenas prácticas

El concepto de netiqueta o etiqueta en la red son un conjunto de reglas para comportarnos de forma adecuadamente en internet, para garantizar unas buenas prácticas.

Este conjunto de reglas y best practices son imprescindibles conocerlas y ponerlas en práctica. Con la aplicación de la netiqueta nos aseguramos no tener problemas con otros usuarios, haciendo un uso beneficioso también de las redes sociales.

Concepto de netiqueta

La netiqueta hace referencia al conjunto de normas de comportamiento general en internet, es decir, no es más que una adaptación de las reglas de etiqueta del mundo real al virtual. Esta definición la podemos encontrar en la Wikipedia.

Puede parecer algo sencillo de entender, pero en la práctica, son multitud de ejemplos en los que no se hace un uso adecuado de estas reglas, contraviniéndolas en muchos casos.

Como bien se comenta en la Wikipedia, “Este protocolo ha sido impulsado por los propios usuarios de internet para aportar mayor seguridad y humanidad a la comunicación, y así combatir problemas de la red tales como el fraude, el spam, los bulos y las fake news.”

El origen de la netiqueta viene de la palabra netiquette, es una palabra derivada del francés étiquette (etiqueta) y del inglés net o network (red).

Las reglas básicas de la netiqueta, extraídas del libro “Netiquette” de Virginia Shea, y en las que me baso en este artículo.

Netiqueta: concepto, reglas y buenas prácticas

Reglas de la Netiqueta

Estas reglas que voy a comentar a continuación regulan el comportamiento y las formas de interacción que se producen en el ciberespacio, como por ejemplo, en el email, redes sociales, chats, blogs, webs, foros y demás aplicaciones.

Estas reglas son imprescindibles para un uso coherente y empático con el resto de internautas, de ahí la relevancia en su utilización.

Las principales reglas a tener en cuenta y cumplir son:

-Nunca olvide que la persona que lee el mensaje es otro ser humano con sentimientos que pueden ser lastimados.

El respeto al otro es uno de las reglas principales para tener una relación beneficiosa.

Si conseguimos ayudar al prójimo, y además que no se sientan lastimados. Con ello estaremos respetando la netiqueta, y además, logrando que el entorno digital sea mucho mejor.

-Adhiérase a los mismos estándares de comportamiento en línea que usted sigue en la vida real: es una mala praxis que se sucede habitualmente en internet, el contenido copiado de forma descarada de otros blogs o webs, a pesar de la penalización que puedes sufrir por parte de Google.

Lo recomendable es compartir contenido de terceros, pero siempre indicando la fuente y la página web concreta dónde se puede encontrar ese contenido originalmente.

Netiqueta: concepto, reglas y buenas prácticas

-Escribir todo en mayúsculas se considera gritar y dificulta la lectura: es una de las reglas principales de la netiqueta.

Tristemente, en muchas ocasiones, se incumple esta premisa, sobretodo en redes sociales, para tratar de llamar la atención y captar la atención. En el caso de blogs y webs, se suele ser más escrupuloso y se respeta el uso de las mayúsculas.

Respete el tiempo y el ancho de banda de otras personas: si conseguimos una relación sana con internet, podemos darnos por satisfechos.

En muchos casos, el ancho de banda de otras personas falla, por ejemplo, en las videollamadas, debemos entenderlo y tratar de ayudar dentro de nuestras posibilidades.

Si logramos que el tiempo que pasamos en internet es provechoso para ambas partes, estaremos consiguiendo grandes avances.

Netiqueta: concepto, reglas y buenas prácticas

-Muestre el lado bueno de sí mismo mientras se mantenga online: es una de las premisas más destacadas, si conseguimos ayudar a alguien con nuestra presencia en la red, nos podemos dar por satisfechos.

Esta camaradería se puede lograr de muchas formas, desde responder a una pregunta en redes sociales, dar un RT cuando se busca trabajo o candidatos, o contestar en una encuesta.

Comparta sus conocimientos con la comunidad: es una de las máximas que defiende el todopoderoso Google, pero es cierto que es lo que los usuarios demandan. Google lo reconoce como contenido de calidad.

El contenido debe caracterizarse por ser fácil de entender, entretenido, único, con ejemplos para facilitar la comprensión, responde dudas, satisface una necesidad, ayuda al resto porque es sintético y descriptivo…

Si consigues motivar a la persona que te está leyendo, aún más potente será tu contenido, pero de esto ya os hablado en el copywriting.

-Ayude a mantener los debates en un ambiente sano y educativo: gracias a internet y las TIC, podemos conseguir beneficiarnos con el conocimiento de cientos de personas, muchas de ellas que se encuentran a miles de kilómetros de distancia.

Por eso, conseguir unos canales de comunicación donde se respete al resto, y donde se sume con cada aportación, es imprescindible.

-Respete la privacidad de terceras personas: cada usuario de internet y de las redes sociales hace un uso diferenciado de las mismas, y en muchos casos, considera su privacidad como una máxima. La privacidad de cada uno en internet es diferente.

Al igual que sucede en el entorno offline, muchas personas son introvertidas al utilizar las TICs, y prefieren tener sus perfiles cerrados y no contestar a usuarios que no conocen.

Es totalmente respetable este comportamiento, y por ello, no se debe juzgar a los usuarios que deciden proteger su privacidad, ya que es una decisión totalmente personal.

-No abuse de su poder o de las ventajas que pueda usted tener: en la red existe tristemente cientos de ejemplos que se autodenominan como gurús o expertos en una materia. En muchos de estos casos, ni los años de experiencia avalan sus palabras, ni están referenciados por una institución de prestigio.

En el caso de los gurús o vendehumos los podemos encontrar en todos los sectores, y en un mal que se ha popularizado en los últimos años. Esto es debido a la facilidad que tenemos gracias a internet y las redes sociales para crear un perfil, dotándolo de contenido falso o exagerado, sólo para engañar.

Excuse los errores de otros. Comprenda los errores de los demás igual que usted espera que los demás comprendan los suyos.

Puede parecer algo totalmente entendible que alguien se confunda, pero en el entorno online, parece que se amplifican los fallos.

Bajo este dilema, han crecido los famosos trolls, y bajo la expresión, “no des de comer al troll“, ejemplifica una triste realidad. La posibilidad de atacar de forma descarada y sin miramientos a usuarios que han cometido errores, sin darles ni siquiera la posibilidad de explicarse.

Evidentemente, debemos juzgar con criterios distintos a las empresas que a personas individuales, ya que en ambos casos, los objetivos de presencia digital son diametralmente opuestos.

Buenas prácticas relacionadas con la Netiqueta en redes sociales

Algunas buenas prácticas que podemos agradecer a la netiqueta en redes sociales son:

  • Uso adecuado de los emoticonos. Los emojis pueden ayudar a entender mejor el contexto de las conversaciones, pero su utilización actual es excesiva.
  • Etiqueta a otras personas en imágenes con cuidado. Trata de asegurarte de que no les moleste. Si te has confundido, pide disculpas.
  • Cuando algo te molesta, reacciona de forma tranquila. Es fácil comentarlo directamente en el hilo de mensajes o de forma privada, pero siempre desde la calma.
  • Denuncia la copia de contenidos en redes sociales, para luchar contra esta extendida mala práctica.
  • Usa los direct message (DM) para tratar asuntos relevantes para la otra persona. Gracias a ello, conseguiremos que ambas partes ganen, lo que se denomina win to win.
  • Evita el SPAM: es uno de los males principales en redes sociales. El uso de mensajes publicitarios es excesivo en la actualidad, por ello, evita utilizarlos con los contactos de tus RRSS.
  • Para publicar alguna información privada, pide primero consentimiento. Así conseguirás evitar malentendidos y problemas posteriores.
  • Denuncia aquellos contenidos y usuarios que estén en contra de las normas de utilización de las redes.
  • Ayuda en la medida de tus posibilidades al resto de usuarios. Podemos amplificar la magia que se produce en algunas ocasiones en este entorno.

Me gusta mucho la expresión de Albano Salatti, “por unas redes sociales buenínas“, creo que ahora, más que nunca, son totalmente necesarias.

Conclusiones al concepto de netiqueta, reglas y buenas prácticas asociadas

Tristemente, nos encontramos a diario con malas contestaciones y actitudes poco respetuosas en los medios digitales. Actuar con buena educación y respeto repercutirá en un internet más amigable. Está en manos de todas y todos, conseguir un entorno digital más sencillo y saludable.

¿Tienes en cuenta la netiqueta al utilizar internet?

¿Añadirías alguna buena práctica o nueva regla adicional a este listado?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *